Llull: “Aquella canasta en la final de Copa en Málaga es la más especial de mi carrera”

Ver vídeo

El menorquín recordó el título que conquistó el Real Madrid en 2014 en el Martín Carpena, donde se disputa esta semana la Copa.
Esta semana se disputa la Copa del Rey de baloncesto en el pabellón Martín Carpena de Málaga, un escenario en el que el Real Madrid se proclamó campeón en 2014 en un final inolvidable. Sergio Llull, autor de la canasta en el último segundo que dio el título a los blancos, recordó aquel momento en las horas previas al inicio del torneo: “Es un tiro que guardaré con muchísimo cariño siempre y que nos permitió ganar esa Copa del Rey. Un momento de felicidad absoluta, fue un momento increíble”.

“Ese tipo de jugadas las puedes preparar poco, porque también dependes de lo que haga el rival. Sergio Rodríguez subió el balón, en el último momento le fueron a doblar, me vio en la esquina, me dejó solo y sólo tuve que hacer lo fácil. Fue improvisación pura. Probablemente sea la canasta más especial de mi carrera por lo que suponía. Era ganar una Copa en el último tiro, en el cual eres el héroe o el villano. Es un momento que guardaré con muchísimo cariño siempre”.

Recuerdos
“Todavía se me pone la piel de gallina viéndolo. La jugada salió perfecta. La vi bastantes veces en su momento después de ganar la Copa y la he visto también en algunos resúmenes de jugadas mías. En ese momento no te da tiempo a pensar en demasiadas cosas. La jugada pasa muy deprisa y cuando el balón sale de mi mano lo único que deseo es que entre y así fue".

"En el momento en el que el balón vuela, yo noto que sale bien dirigido de las manos y tenemos la suerte de que entra. En esos momentos en los que el balón quema y el tiempo se agota yo siempre intento estar ahí si el equipo me necesita y asumir esa responsabilidad. Es algo que va con mi carácter, con el querer ganar siempre e intento encontrar la mejor opción para el equipo”.

Competición especial
“Lo que hace especial a la Copa del Rey es que se juega en un fin de semana, de jueves a domingo, y puede pasar cualquier cosa. Las ocho aficiones se juntan en una misma ciudad y es un torneo de mucha adrenalina y en el que no importa los que hayas hecho antes de llegar a esa cita. Yo lo vivo con muchas ganas, con la tranquilidad que te da la experiencia que adquieres año tras año. Estoy con muchas ganas de que empiece”.

El equipo llega bien y lo más importante es pensar en el primer día.

“Tengo 5 Copas del Rey en mi palmarés y de cada una hay un momento que guardo con mucho cariño. Creo que al equipo últimamente se le ha dado bien este torneo. Este año, después de haber perdido las dos últimas finales, vamos a intentar ganar otra vez”.

Momento de forma
“El equipo llega bien, con muchas ganas e ilusión. Lo más importante es pensar en el primer día. No podemos querer jugar la final antes de tiempo. Primero tenemos un partido de cuartos de final muy difícil contra el Bilbao, que ya nos ganó este año en la Liga y vamos a tener que hacer las cosas muy bien para pasar a semifinales”.

“Ganar el título supone un empujón de confianza. Cuando ganas la Copa cumples el primer objetivo del año y los siguientes meses van un poco cuesta abajo. Cuando te pesan las piernas, te acuerdas de que has ganando la Copa del Rey y te da ese plus de energía para seguir haciendo las cosas bien”.

Su colección de redes
“Tengo muchas redes y espero tener muchas más cuando me retire. Además, corté la red de esa canasta en Málaga y tiene un lugar especial en mi sala de trofeos. Espero cortar muchas más vistiendo esta camiseta”.

Apoyo del presidente y la afición
“Que el presidente venga a vernos todos los partidos nos hace sentir respaldados y es vital. Cualquier domingo viene a vernos y baja después al vestuario a apoyarnos. También el apoyo de la afición es indispensable para nosotros. Ellos son nuestro sexto hombre, los que nos dan la energía y la motivación necesarias para hacer esas cosas bien y para conseguir los títulos”.